10. Albarracín

Se encuentra situado a unos 35 Km. de distancia del Albergue de Griegos.
Forma parte de la Asociación de Los pueblos más bonitos de España, lo que lo ha convertido en un pueblo turístico por excelencia, capaz de recibir cerca de 100.000 personas al año, con ganas de recorrer sus callejuelas y empaparse de su cultura y de su naturaleza.
Además, es Monumento Nacional desde 1961, posee la Medalla de Oro al mérito en las Bellas Artes de 1996 y está propuesto por la Unesco para ser declarado Patrimonio de la Humanidad por la belleza e importancia de su patrimonio histórico.

Su arquitectura ha conservado casi inalterado su carácter medieval.
El Paisaje protegido de los Pinares de Rodeno y los Abrigos con pinturas rupestres se integran en parte de su territorio.
Los visitantes disfrutarán recorriendo las empinadas y enrevesadas calles del centro, visitando sus museos, el Castillo y la Muralla, la Plaza Mayor, la Catedral, el Palacio Episcopal, la Iglesia de Santa María, mansiones y otros edificios de interés.
Si vas con niños también te puedes acercar al Museo del juguete.

Otra opción interesante es contratar una visita guiada, para recorrer sus calles y/o visitar sus edificios.
Junto a la carretera que llega al pueblo se pueden encontrar varios parkings públicos y gratuitos donde dejar el vehículo. En temporada alta puede complicarse el aparcamiento, y se debe tener en cuenta a la hora de organizar la visita.
En la Oficina de Turismo podrás conseguir algún mapa y varios folletos con información detallada sobre horarios de visitas a museos y otros edificios, precios, etc.